Piden la emergencia vial en la ciudad de Santa Fe

La presentación la hizo la concejala Marcela Aeberhard. Solicitó un plan de pavimentación a ocho años para tener todas las calles de la ciudad en condiciones

 

Tras un análisis del estado de las calles de Santa Fe, la edila santafesina Marcela Aeberhard (PJ) presentó un proyecto para que se declare la emergencia vial en la ciudad y solicitó al municipio un plan de ejecución de aproximadamente 400 cuadras anuales, para lograr un plan de ocho años que complete la pavimentación de toda la ciudad.

 

“Varios barrios padecen el deterioro de las calles, los problemas que se desencadenan son innumerables. Los vecinos sufren el anegamiento que se ve reflejado en la entrada de ambulancias, patrulleros e incluso los mismos colectivos”, señaló la edila.

 

El objetivo del proyecto es dotar al Ejecutivo de herramientas jurídicas para acelerar los plazos, buscar financiamientos y solicitar ayuda económica al gobierno provincial y nacional para que el mejoramiento de la red vial de la ciudad sea tema prioritario.

 

“Conocer en detalle la cantidad de baches existentes en toda la ciudad, número y ubicación de los mismos, calles de tierra, de arena, de ripiado y cronograma de trabajo que incluya presupuestos y plazos de obra”, agregó Aeberhard.

Recordó que “la Municipalidad de Santa Fe tiene un programa específico en el presupuesto denominado «Mejora de la red vial» al cual se le asignó la suma de $474.382.000, en el ejercicio 2019, de los cuales casi $43 millones es destinado a mantenimiento y $367 millones para expansión de la red vial. Sumado al «Fondo de Mantenimiento de Infraestructura Vial» que aportan los vecinos que compran un vehículo y que cuenta con un presupuesto aprobado para el 2019 de $35.287.000.”

Plan a ocho años

Actualmente pavimentar 100 metros con su correspondiente cordón cuneta tiene un costo de $2,5 millones, según los informes aportados por el municipio, es decir que con los presupuestos vigentes se están pavimentando alrededor de 145 cuadras por año.

 

“Teniendo en cuenta que la ciudad tiene aproximadamente más de 3.000 calles de tierra, dentro de 21 años dejaríamos de tener calles de tierra si se mantiene ese ritmo de obra”, indicó la concejala.

 

Aeberhard resaltó que se le solicitó al municipio “que como mínimo se hagan 400 cuadras anuales, ya sea con asfalto, pavimento, ripio, geoceldas o lo que se considere la mejor opción para cada barrio, sumado a esto los fondos necesarios para que se realice un mantenimiento constante, de las ya asfaltadas. Si prospera esta iniciativa y se planifica un plan de acción en aproximadamente ocho años tendríamos todas las calles de la ciudad en condiciones”, sentenció.

 

 

 

Nota: Diario Uno Santa Fe

A %d blogueros les gusta esto: