Lifschitz se despegó de los abogados de la gran estafa: “Son funcionarios del gobierno anterior”

Los criticó duro a los profesionales, ex ministros de las anteriores administraciones socialistas, por falta de ética en la esfera pública.

El gobernador puso la pelota en la cancha de Bonfatti
El gobernador puso la pelota en la cancha de Bonfatti

El gobernador Miguel Lifschitz cuestionó este viernes a los ex ministros santafesinos que asumieron la defensa de los imputados en la denominada gran estafa de guante blanco.

Se trata de Eduardo Superti, Juan Lewis y Daniel Cuenca, que acaban de ser designados defensores de escribanos y empresarios involucrados en el resonante episodio.

En el transcurso de una conferencia de prensa, el gobernador puntualizó:

1- Los abogados no son funcionarios ni asesoran al Poder Ejecutivo santafesino. No son dirigentes del Frente ni de mi partido, sino funcionarios de la gestión anterior.

2- Las definiciones en torno a la presencia de los abogados como asesores legislativos son responsabilidad del presidente de la Cámara de Diputados, es decir, su antecesor Antonio Bonfatti.

3- Dentro del ámbito de la actividad profesional puede ser entendible, pero no desde el punto de vista de la ética pública. Hay que estar de un lado o del otro en lo que es la lucha contra el narcotráfico, el lavado y la corrupción en todos sus niveles.

4- Yo estoy tranquilo con mis equipos, cuál es nuestra actitud ante los problemas. No tenemos temor en enfrentar todos los hechos que haya que enfrentar en materia de narcotráfico, corrupción y lavado.

5- Los ciudadanos nos piden actitudes claras, éticas y valientes.

Fuente: Punto Biz