Imputaron a empleados de la EPE por estafa

Conexiones irregulares

También los cargaron con ser parte de una asociación ilícita para cobrar una tarifa de luz paralela en casas y negocios. Salieron con fianza y según la Fiscalía hay dos personas más que aún no detuvieron

 

Este jueves la Justicia imputó a ocho hombres, cinco de ellos empleados de la Empresa Provincial de la Energía (EPE), de asociación ilícita y estafas, delito que prevé entre tres y 10 años de prisión. Según la Fiscalía, desde el 23 de mayo de este año adulteraron medidores de luz de distintas casas y negocios en el centro, el norte de Rosario y en la vecina localidad de Roldán. Les achacaron que cobraban una tarifa mensual y decían, siempre según la fiscal Valeria Haurigot, que los clientes iban a lograr un ahorro de energía. Inclusive los visitaban y decían controlar cuánto iban a pagar de menos. La jueza los liberó después de la audiencia a cambio de una fianza de 50 mil pesos y la promesa de que no salgan del país. Desde Fiscalía contaron que hay dos personas prófugas por el caso.

 

 

Lo barato

Este jueves mientras la ciudad fue copada por el clásico, la Justicia avanzó sobre una causa que empezó el martes cuando el presidente de la EPE, Maximiliano Neri dijo en conferencia de prensa que la causa empezó por una denuncia anónima. “El modus operandi es que se ofrece el servicio de fraguar medidores, en el cual se puede modificar el mecanismo de medición o hacer una conexión directa –puenteando el medidor– que no mide, por la cual directamente la empresa no puede facturar”, explicó Neri.

 

Como responsables la fiscal llevó a la sala de audiencia a Víctor Hugo C., al que señaló como jefe de la asociación ilícita y le achacó siete hechos de estafa agravada por perjudicar la administración pública. El hombre no figura entre los empleados de la EPE. Tampoco Gabriel R. y Eduardo B., a los que les atribuyeron dos estafas y el encubrimiento. En cambio a Guillermo M., Osvaldo G., Esteban P., Pedro M., Adriano P., les sumaron haber incumplido sus deberes como parte de la EPE.

 

 

De viaja data

“El porcentaje de enganchados es un flagelo importante a nivel provincial, pero ahora se enmarca en una situación nacional en la cual la energía eléctrica tiene un costo importante y esto también tiende a que muchos se inclinen por el hurto. Es un número importante que nos preocupa y nos ocupa. En un momento estimamos que las pérdidas rondaban los 500 millones de pesos, pero ese monto va cambiando”, había dicho el presidente de la EPE sobre el caso.

 

 

 

 

 

 

Nota: El Ciudadano Web