Genesini: si hay reforma laboral debe ser “sin precarización”

El gobierno nacional planea una reforma laboral después de las elecciones y desde diversos sectores ya están advirtiendo un posible retroceso en materia de derechos y la promoción de leyes que fomenten la flexibilización.

No a expensas de los trabajadores. El titular de la cartera laboral provincial desconfía de las intenciones del oficialismo nacional.

El ministro de Trabajo de la provincia de Santa Fe, Julio Genesini, expresó que cualquier intento de reforma “no puede ser buscando mayor competividad sobre la precarización de los derechos y la baja de los costos”.

 

En el marco de la firma de un convenio entre la Asociación de Empleados de Comercio de Rosario y la Facultad de Bioquímica de la Universidad Nacional del Litoral (UNL) para el dictado de cursos de capacitación a integrantes de Comités de Seguridad e Higiene, el ministro reconoció que “toda legislación es susceptible de cambiarla”, pero desconfía de las intenciones del gobierno de Mauricio Macri, señalando que “se habla de una reforma y no se precisan detalles”.

 

“De hecho, hay cuestiones que se van modificando en los distintos convenios colectivos, cuando se firma una paritaria. Lo que hay que tener en claro es que la reforma no puede ser buscando mayor competividad sobre la precarización de los derechos y la baja de costos”, expresó el funcionario de origen radical en el acto que se realizó en la sede del sindicato mercantil.

 

Como alternativa a una mejora de la competitividad, Genesini propuso “la incorporación de conocimiento y creatividad” para “mejorar la calidad de los productos, algo que es compatible con los derechos de los trabajadores”.

OBRA PÚBLICA, “EL MOTOR”

La retracción que sufre la economía por la caída del consumo y el ingreso de productos importados, según Genesini, en Santa Fe se compensa con “la gran inversión que se está haciendo en materia de infraestructura”.

 

El ministro valoró que, tras un 2016 con caída del empleo en todo el país, Santa Fe “sostuvo la cantidad de puestos de trabajo”. Y colocó a la obra pública como “compensadora” de la crisis que viven industrias como el calzado, los textiles y el mueble: “En Santa Fe se está haciendo una inversión pública sin precedentes que generó cifras de empleo récord en la construcción”.

 

“Venimos tratando de contener el empleo”, indicó el funcionario del gobierno de Miguel Lifschitz. Si bien reconoció que “hay problemas en los sectores de bienes durables intermedios”, afirmó que “la industria empieza a recuperarse y esto puede tener un impacto positivo en el empleo”.

 

Fuente: El Ciudadano Web.