Fascendini pidió respetar la coparticipación federal y cumplir con el fallo de la corte

Debido a la ausencia del gobernador Lifschitz, el vicegobernador de la provincia debió presidir los actos oficiales por el 25 de Mayo. El funcionario reclamo la deuda que mantiene la nación con Santa Fe.

 

Solo reconocemos enemigos en la pobreza, la exclusión, la falta de hábitat y la inseguridad

Carlos Fascendini encabezó este jueves las actividades oficiales por la celebración de la Revolución de Mayo de 1810.

El vicegobernador de la provincia de Santa Fe, Carlos Fascendini, encabezó este jueves las actividades oficiales por la celebración de un nuevo aniversario de la Revolución de Mayo de 1810, en la ciudad capital. El funcionario debió estar al frente del acto patrio debido a la ausencia del gobernador Miguel Lifschitz, quien en el día de hoy fue operado por una lesión en el tendón de Aquiles.

 

Durante el discurso, Fascendini volvió a reclamarle a la Nación la deuda millonaria que mantiene con la provincia. Se trata de fondos coparticipables que, según el gobernador Lifschitz podrían ascender a los 40 mil millones de pesos.

 

Durante su discurso en la jornada de hoy, el vicegobernador manifestó: “Solo reconocemos enemigos en la pobreza, la exclusión, la falta de hábitat y la inseguridad, y no bajaremos los brazos en la lucha porque su derrota es el objetivo central de nuestro proyecto”. Para cumplir con esas metas, Fascendini consideró: “Es necesario contar con recursos suficientes: los que nos corresponden, los que deben venir respetando el sistema federal de coparticipación y los que aún esperamos en cumplimiento del fallo de la Corte Suprema”, concluyó”.

 

Sobre la situación en la provincia de Santa Fe, Fascendini aseveró: “Hemos alcanzado consensos y coincidencias que nos permiten llevar adelante un plan estratégico sobre la base de tres premisas: una economía para el desarrollo, la integración territorial y la inclusión social”.

 

En relación a la fecha patria, afirmó que “el 25 de Mayo de 1810 es el punto de partida de un largo camino que nos lleva a la construcción de la identidad nacional. Es, sin duda, la primera fecha histórica que los argentinos hemos aprendido. El vicegobernador recordó que los hombres que protagonizaron aquellos sucesos, “entendieron a la libertad como una herramienta para cambiar la historia”.

 

“Hoy la inclusión social, el diálogo sincero y el entender que las soluciones a nuestras dificultades no pueden ser obra de unos pocos son, entre otros muchos, nuestros principales paradigmas. El país nos pertenece a todos y nadie puede ser excluido en la construcción de futuro”, dijo. Al mismo tiempo, reconoció: “hay distintos modelos de país e intereses económicos que pueden no estar en sintonía con los intereses generales pero cualquier cambio duradero y la edificación de un país distinto requiere de un consenso mayoritario, de una paciente tarea de conciliación de intereses, visiones y opiniones que no siempre son coincidentes”.

 

Fuente: Diario Uno Santa Fe.