Cierre dominical: advierten presión de Coto en la previa del fallo final

Días atrás la firma Coto hizo un anuncio que llamó la atención. El propio titular de la cadena de supermercados (quien no suele exponerse en los medios) dejó trascender que proyecta la construcción de tres nuevas grandes sucursales en Santa Fe, una de ellas en el Gran Rosario. Sin embargo, la puesta en escena puede esconder otra intención.

Coto se resistió desde un principio a cerrar los domingos en Rosario y para ello apeló a maniobras de todo tipo.

 

Y es que, según el gremio que nuclea a los empleados de comercio, el anuncio sólo es parte de una maniobra que busca presionar a la Corte Suprema de la provincia en el marco del inminente fallo de fondo sobre la ley de Descanso Dominical. En la misma línea se pronunciaron desde la Asociación Empresaria (AER) local. “No sería irracional pensar que tiene que ver con esa definición judicial”, dijo el titular de la entidad, Ricardo Diab.

 

 

La posible apertura de nuevos locales fue informada por Alfredo Coto hace dos semanas. Según dijo públicamente el empresario, su firma proyecta “tres grandes anuncios de megaemprendimientos comerciales para Santa Fe (uno de ellos en el Gran Rosario)”, debido a que “le está yendo muy bien” en la provincia.

 

 

“Vamos a estar anunciando los detalles en breve, tal vez en un mes. Estamos cerrando todo, ajustando los proyectos a la legislación referida a habilitaciones y otras cuestiones”, agregó, sin entregar más precisiones.

 

 

Las palabras del supermercadista no pasaron inadvertidas. Es que desde el momento en que comenzó a tratarse en la provincia la ley 13.441 de Descanso Dominical la firma intentó en más de una ocasión achicar fuerte el personal (llegó a enviar varios telegramas de despido, que luego volvieron atrás) y hasta amenazó con cerrar dos sucursales en Rosario; la ubicadas en Alsina y Mendoza y Urquiza al 1600.

 

 

Coto, junto con Carrefour, Jumbo y Libertad, se resistieron desde un principio a bajar la persiana los domingos con el argumento de que eso haría mermar las ventas, algo que nunca pudieron mostrar en los papeles.

 

 

Desde el gremio que nuclea a los empleados de comercio no tienen dudas. Sostienen que la supuesta intención de abrir nuevos locales no es más que una operación para “apretar al juez” que debe definir la constitucionalidad del Descanso Dominical.

 

 

“Es un claro apriete. Coto tiene estas metodologías, que evidentemente no sólo incluyen mandar patovicas a romper la Legislatura o el Concejo Municipal, como ya hicieron para intentar frenar el avance de ley. Además, con esto también generan una falsa expectativa en la población”, señaló Alejandro Galeano, miembro del Consejo Directivo de la Asociación Empleados de Comercio.

 

 

Al mismo tiempo, en el gremio sostienen que la supuesta intención de Coto chocaría con otra ley provincial: la de Grandes Superficies Comerciales. La normativa regula la instalación de comercios de más de 1.200 metros cuadrados en toda la provincia (la cantidad en cada ciudad se establece en proporción al número de habitantes) y le impediría a Coto abrir nuevas sucursales a lo largo de todo el territorio.

 

 

“De la noche a la mañana prometen abrir tres sucursales cuando sabemos que eso es imposible porque la ley de Grandes Superficies ya no permite más cupo para nuevos supermercados”, sostuvo Galeano.

 

 

La normativa, sancionada años atrás, busca evitar una saturación del mercado y proteger a los pequeños y medianos comercios del avance de las grandes cadenas.

 

 

En tanto, desde la AER se manifestaron en el mismo sentido que Empleados de Comercio.

 

 

“No sería irracional suponer que Coto está presionando ante la inminente definición de la Corte. Los manejos que tuvieron con el Concejo y la Legislatura provincial hacen que ahora pueda pensarse eso”, disparó Diab.

 

 

La Asociación Empresaria representa a los supermercadistas rosarinos, donde están nucleados Micropack, La Reina y la cadena Dar, entre otros.

 

 

La ley de Descanso Dominical tuvo desde un principio una fuerte disputa patronal de fondo. Y es que estos grandes comercios locales promovieron la normativa en alianza con los trabajadores.

 

 

Historias judiciales

La ley provincial 13.441 entró en vigencia en Rosario (luego de que el Concejo adhiriera) en julio de 2016. Según la normativa, todos los supermercados que superen los 1.200 metros cuadrados deben permanecer cerrados ese día de la semana, además de algunos feriados nacionales.

 

 

Coto y Carrefour fueron los primeros en acudir a los Tribunales. Inicialmente el Juzgado Civil y Comercial Nº 2 rechazó el pedido para poder abrir. Pero, tras la apelación, el 22 de diciembre pasado la sala III de la Cámara declaró inconstitucional la ley y la ordenanza que la reglamenta en Rosario. Además, hizo lugar a los amparos presentados por esas cadenas de supermercados y las autorizó a abrir los domingos.

 

 

En ese contexto, la provincia, el municipio y la Asociación Empleados de Comercio presentaron un recurso de inconstitucionalidad ante la misma Cámara, que fue rechazado; y luego un recurso de queja que la Corte Suprema provincial admitió en el mes de junio de este año.

 

 

La validez de la norma en Santa Fe se definirá ahora el mes próximo.

 

 

Para noviembre se espera conocer el voto del camarista Abraham Vargas, quien fue sorteado para desempatar la votación del máximo tribunal que terminó igualada en tres votos.

 

 

Buenos Aires

En el marco del anuncio de la proyección de las nuevas sucursales, Alfredo Coto no descartó acudir a la Justicia a nivel nacional si no obtiene la inconstitucionalidad de la ley de Descanso Dominical en Santa Fe. “Una posibilidad sería recurrir luego a la Corte nacional, pero antes vamos a esperar el fallo próximo”, señaló.

 

 

Fuente: El Ciudadano Web.