Aunque el Gobierno postergó la suba del impuesto a los combustibles, no descartan un aumento

La medida iba a entrar en vigencia el próximo sábado 1 de junio, e implicaba un aumento en el precio de venta final de los carburantes. Ahora la administración nacional decidió postergarlo por un mes «para evitar un impacto en la inflación». Sin embargo, los productores de hidrocarburos no evalúan igualmente aplicar un incremento por la devaluación del último mes.